En una distendida y a la vez reflexiva jornada, cincuenta participantes de entre 18 y 29 años que formaron parte del Programa Yo Trabajo Jóvenes 2019, recibieron su diploma el pasado viernes 21 de noviembre tras haber cumplido el proceso de apresto para su inserción laboral.

Del total de los participantes del programa, hasta el momento 10 han sido colocados en nuevos puestos de trabajo y 9 se matricularon en institutos o cursos de capacitación técnica para emprender por cuenta propia, en tanto que la gran mayoría de ya está trabajando de forma independiente.

La ceremonia se inició con una mesa de diálogo, en donde se abrió espacio para la reflexión. Cada uno de los jóvenes pudo comentar brevemente qué significó haber participado en el programa, pero también referirse a cómo ven desde su personal punto de vista, la actual situación de crisis social que vive el país, y cómo la han enfrentado desde sus sentimientos.

La actividad estuvo moderada por la coordinadora del programa y Directora del Centro de Emprendimiento y Desarrollo San Alberto Hurtado, Mirella Vargas, y encabezada por la Gerenta de Fundación, Isabel del Campo, quien junto con felicitar a los participantes, hizo un llamado a que como jóvenes se sumaran a los espacios de diálogo para contribuir a los procesos que enfrenta el país.

“El país se va a reconstruir de nuevo siempre cuando cada uno de nosotros esté dispuesto a aportar. Algunos podremos aportar desde nuestros trabajos, otros organizando mesas de diálogo en el barrio para conocernos y saber qué piensa el otro. Los motivo a que se sumen a participar en la discusión sobre la nueva constitución, ya que es la manera de construir con el otro, de descubrir qué está pensando el otro, porque en cada barrio y territorio, hay gente que piensa distinto, y tenemos que construir esto juntos”, dijo del Campo.

Sebastián, uno de los jóvenes que recibió su certificado, señaló que el curso le significó una gran satisfacción para su vida. “Este último tiempo he sentido que en mi vida he sido mucho más responsable que antes, y es gracias a los proyectos que me he propuesto. Participar de este programa ha sido bien satisfactorio para mí, y estoy feliz. Respecto de los acontecimientos que están pasando en el país, obviamente al principio no ha sido fácil, pero a pesar de eso he podido sacar mi curso de perfeccionamiento, y siento que he logrado cosas”.

Tras la entrega de los diplomas, los jóvenes pudieron disfrutar de un día de esparcimiento que contó con desayuno previo y almuerzo, además de un refrescante chapuzón en la piscina.