El viernes recién pasado el Presidente Sebastián Piñera realizó su primera cuenta pública.

Poquísimas, casi nulas, fueron las propuestas en torno a empleo dependiente o por cuenta propia, no obstante declaró que en el plazo de 60 días, la Mesa de Trabajo para un Acuerdo Nacional por el Desarrollo Integral y la Derrota de la Pobreza, entregará sus resultados. Entre las grandes tareas de esta mesa, está la de “de crear muchos y buenos empleos, y de mejorar los salarios de nuestros trabajadores. Y también, potenciar la inversión, la productividad, la sana competencia, la protección del consumidor y los trabajadores, y el apoyo a la innovación y al emprendimiento, especialmente con nuestras micro, pequeñas y medianas empresas” en palabras del Presidente.

Una medida que sí fue anunciada y que consideramos de gran importancia para las trabajadoras de Chile es la de garantizar el derecho universal a la Sala Cuna para todos los hijos de madres trabajadoras dependientes, o padres al cuidado de sus hijos. La Agenda también incluye la promoción de una mayor igualdad de salarios entre hombres y mujeres, un mayor y mejor acceso de la mujer a cargos directivos y de responsabilidad, tanto en el sector público como en el sector privado.

Respecto a los trabajadores independientes y pequeños y medianos empresarios, se anunció la nueva Ley de Pago Oportuno a las micro, pequeñas y medianas empresas y emprendedores. Se espera que esta ley impacte positivamente la capacidad de los micro, pequeños y medianos empresarios de contar con capital de trabajo para inversión, poniendo fin a los atrasos -muchas veces abusivos- que existían en el pago a los pequeños emprendedores. El plazo máximo de pago será de 60 días.

Otro anuncio de importancia para los microemprendedores, pero respecto al que habrá que esperar dos meses para conocer bien su contenido es un Proyecto de Ley que permitirá la incorporación real y progresiva de los trabajadores independientes y de los micro, pequeños y medianos empresarios de nuestro país a nuestro sistema previsional y de seguridad social.

De implementarse estos tres anuncios, sin duda el resultado podría ser positivo, no obstante, al menos en esta primera Cuenta Pública, queda una deuda pendiente hacia las muchas personas que trabajan como microempresarios o trabajadores por cuenta propia en Chile.

Habrá que esperar con optimismo a ver qué sucede una vez que las Mesas de Trabajo entreguen sus resultados en 60 días, mientras, como ciudadanos podemos intentar influir para que estos temas sean colocados en la Agenda.

Share This